Lunes 21 de Abril de 2014

Hoy entra en vigencia el nuevo salario mínimo
Publicado el Martes 30 de Abril de 2013
Categoría Tus Finanzas - Visto 1677 veces

12

Desde este miércoles primero de mayo, Día Internacional del Trabajador, el sueldo mínimo en Venezuela será de 2.457,02 bolívares, con miras a llegar en noviembre a bolívares 2.979,75, teniendo en cuenta la propuesta de aumento anunciada por el presidente de la República, Nicolás Maduro.

De acuerdo con lo expresado por el mandatario nacional durante la campaña, el aumento de 20 por ciento comienza desde este primero de mayo, que dejaría el salario mínimo en 2.457,02; con un aumento de 10 por ciento desde el primero de septiembre, dejaría el salario mínimo en 2.702,72, y otro aumento de cinco o 10 por ciento desde el primero de noviembre, que llevaría el salario mínimo definitivo por este año a 2.979,75 bolívares.

Esto significa que, de acuerdo con lo conocido, la presidencia del país ofrece un alza salarial entre 35 y 45%, frente a un incremento de precios que se proyecta, mínimo, en 40%.

Muchos son los pronunciamientos que sobre el particular se han hecho, sobre todo teniendo en cuenta que el reto a vencer con este nuevo incremento del salario mínimo es la inflación.

Otro de los factores que se discuten y que tienen gran repercusión en el Táchira, es la condición de frontera, con la desmedida o desproporcionada diferencia cambiaria entre el bolívar, como moneda nacional, y el peso colombiano, que por razones que algunos califican al margen de la legalidad, deja en la zona fronteriza con mayor poder adquisitivo a los vecinos de Norte de Santander, lo que a la postre encarece los productos de la cesta básica para los habitantes de este lado de la frontera, generando en muchas ocasiones una escasez que “alimenta” la inflación, que es en definitiva la “piedra de tranca” del nuevo salario mínimo que mañana entra en vigencia.

Posiciones nacionales

En los portales nacionales se reseñan posiciones como la de Rodrigo Penzo, coordinador nacional del Frente Autónomo para la Defensa del Empleo (Fadess), quien asegura que los trabajadores requieren un ajuste de al menos 100 por ciento de sus remuneraciones, para recuperar el poder de compra.

Se afirma en este sentido que la oferta del presidente Nicolás Maduro, sobre el incremento del salario básico, se presenta sin fuerza, frente a una inflación que se proyecta mínimo en 40 por ciento para el cierre de 2013, “la que sería una de las más altas de la historia venezolana y la mayor del mundo”.

Igual se recoge en los portales la posición de Henkel García, director de Econométrica, quien asegura que no existe forma de devolverles el poder de compra a los trabajadores mientras se mantenga el encarecimiento de productos y servicios.

Se explica que, solo en el primer trimestre de este año, el Índice Nacional de Precios al Consumidor (Inpc) refleja un incremento de 7,9 por ciento, de acuerdo con el último informe del Banco Central de Venezuela (BCV).

Rodrigo Penzo insiste en que la masa trabajadora requiere urgente un aumento completo, de al menos 100 por ciento, en todas las escalas de sueldos.

El dirigente laboral asegura que los bolsillos de los venezolanos perdieron poder de compra ante la inflación, que este año aumenta aceleradamente como consecuencia de dos depreciaciones del bolívar.

Fuente: Lapatilla.com